Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si sigue navegando, entendemos que acepta su uso.
Para cambiar la configuración o más información Política de Cookies
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner









09/01/2018 FEPECO: FEPECO APREMIA AL GOBIERNO DE ESPAÑA LA FIRMA DEL CONVENIO DE CARRETERAS

La reciente sentencia del Tribunal Supremo que ha dado la razón a Canarias por los recortes sistemáticos que en las últimas décadas ha sufrido en cuanto a las inversiones por parte del Estado en obra pública, no puede significar un frenazo en la firma del Convenio de Carreteras.  Lo que se ha hecho mal desde Madrid, durante los años pasados, no puede repercutir en las necesidades actuales. Ya está bien de dificultar las necesidades básicas de nuestra economía y sociedad, el Gobierno de la Nación tiene que cumplir con sus compromisos.


Oscar Izquierdo, presidente de FEPECO, ha matizado que “la Justicia ha reconocido la injusticia que el Gobierno de España ha practicado metódicamente con nuestras islas, al no aportar la financiación suficiente para establecer el mejor nivel de infraestructuras”.  Desde Canarias no se está mendigando nada, se está exigiendo lo que nos corresponde, igualdad de trato y condiciones con los demás territorios del Estado.

 

La deuda histórica que la administración central tiene con nuestra Comunidad Autónoma, que por sus características físicas exige una dotación permanente de financiación para ejecutar y conservar las carreteras, no termina de saldarse, puesto que no se trata con igual criterio que a otras zonas de la península, donde se proyectan y ejecutan líneas de tren de alta velocidad, con dudosa rentabilidad y con cuantiosos presupuestos millonarios. Nuestra singularidad es desconocida y despreciada.

 

Oscar Izquierdo, incide en que “el Gobierno Central tiene que tener conciencia de la necesidad de ahorrar, lo que equivale a invertir en carreteras, porque se está garantizando el futuro de nuestra tierra. No financiar y ejecutar ahora las obras necesarias, supondrá un esfuerzo mayor en el futuro”. Todos los territorios que en la actualidad gozan de un alto nivel de desarrollo, disponen de una eficiente dotación de equipamientos estructurales, Canarias tiene el derecho y la obligación de incorporarse a la modernidad, con una estructura viaria, segura, suficiente y cohesionadora del territorio.